Las 5 técnicas de memorización fáciles de aplicar

La memoria es un conjunto de hechos, relaciones, sensaciones y estímulos que retiene toda información que nos rodea.

Cuando tenemos un examen o prueba importante tendemos a querer memorizar rápido las cosas, pero aprender más no es solo cuestión de tener buena memoria. Hay que aprovechar la máxima capacidad de concentración, entender lo que se lee y utilizar reglas mnemotécnicas para ayudar en el proceso de memorizar.

Las técnicas de memorización son métodos que se aplican para mejorar el aprendizaje de los temas que necesitamos recordar y que nos ayudan a comprender la información de manera eficaz.

A continuación te enseñamos algunas técnicas de memorización:

Asociación de elementos

Si no eres capaz de recordar al día siguiente una lista de cosas o una conjunto de fechas,  intenta asociar cada una de las palabras a una secuencia de imágenes, objetos, lugares o personas. Así cuando quieras recordar algún elemento de la lista, pensando en solo una imagen, recordarás de inmediato todas las demás.

Utiliza los números

Las personas nos guiamos siempre por secuencias. Ponerle números a un conjunto de palabras nos facilitará la memorización de los elementos. Los números harán que luego sea más fácil de recordar la lista. Por ejemplo: Si tienes que recordar las fases de alguna etapa, empieza poniéndole el número 1 a la primera y continúa hasta tenerlas todas numeradas por orden. Verás que cuando intentes acordarte de un número enseguida recordarás a que frase estaba asociado. Utiliza siempre frases cortas fáciles de recordar .

Dibuja mapas o diagramas

Las técnicas de memorización

Si tu memoria visual es buena no dudes en hacer diagramas (o dibujos) para recordar con facilidad conceptos o asociaciones de ideas. Dibuja cosas fáciles y divertidas  que no te lleven ni un minuto y une con flechas de colores unas ideas con otras. Lee el texto asociado a las imágenes unas cuántas veces, como si estuvieras contando un cuento. Verás que cuando quieras  recordar ese tema para el examen (por ejemplo) solo tendrás que pensar en alguno de los dibujos y enseguida se te vendrá a la mente todo lo relacionado con esa información.

Repite una y otra vez

Repetir en voz alta la información que se está leyendo hará que tu memoria realice un esfuerzo ya que, al estar diciéndolo en alto, considerará el tema importante. Repite una y otra vez pero siempre entendiendo y asimilando la información porque no te servirá de nada no entender lo que estás diciendo. Una técnica muy utilizada  que te ayudará en la memorización es grabar con propia voz en tu teléfono móvil el tema que te interesa y luego ponerlo en bucle. Recítalo a la vez que lo escuchas y verás que fácil te resultará recordarlo luego.

Técnica de las Mayúsculas

Consiste en escribir las tres primeras palabras del texto que quieres memorizar en mayúsculas. Primero, lee unas cuantas veces el texto fijándote bien en estas tres palabras. En segundo lugar intenta recordar el texto mirando solo esas tres palabras.

De esta forma vas almacenando datos en tu memoria a corto plazo y con la práctica, irá fijándose en la memoria a largo plazo logrando que, al final, no necesites más que echar un vistazo a la línea para poder recitar el texto entero.
Este es un ejercicio de memorización para ejercitar la memoria. Cuantas más veces lo hagas más fácil te será luego memorizar textos.

“Todo el mundo se queja de su memoria, pero nadie de su inteligencia. “



F. de La Rochefoucauld

¿Te han resultado interesantes estas técnicas de memorización? Coméntanos las que utilizas tu habitualmente 🙂

Comparte la publicación

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on whatsapp

Artículos relacionados

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *